Saltar al contenido

EMPLEADOS DEL IPPV RECHAZAN DENUNCIA

Los trabajadores de la delegación Roca del IPPV rechazaron ayer la denuncia realizada por un dirigente de la toma de las 87 Viviendas quien aseguró que empleados de ese organismo los golpearon cuando pretendían tomar las oficinas.

“Nosotros no le pegamos a nadie”, dijo su titular, Jorge Brisotto, quien aclaró que junto al resto de los trabajadores intentaron frenar el ingreso de los manifestantes, quienes pretendían ocupar la sede.

El funcionario relató que cuando comenzaron a empujar la puerta lograron acceder algunas mujeres mientras que un hombre quedó aprisionado y “se raspó la cabeza”.

“Hay que aclarar que estas personas son intrusas”, dijo el funcionario, sumamente molesto por las declaraciones de Pablo Quintreman quien forma parte del grupo de personas que ocupan de manera ilegal las 87 viviendas del plan de House Vial.

Quintreman había dicho que los propios empleados habían generado la agresión.

Andrea Espeche, otra de las empleadas también avaló el descargo y dijo que los trabajadores sólo pretendían impedir el ingreso de los manifestantes a la sede de ese organismo.

Últimas noticias