Turismo rural

La región del Alto Valle se especializa en el cultivo de frutas de exportación, especialmente peras y manzanas. En el comercio exterior argentino, este tipo de producción comparte con los cítricos el puesto Nº 7 de los Complejos Exportadores, y supera en valor a las carnes, y a muchas producciones típicamente regionales (té, tabaco, algodón, etcétera).

La calidad de las frutas de esta región hace que la Argentina sea el primer exportador de peras del mundo y se ubique entre los principales de manzanas del Hemisferio Sur. Anualmente la región aporta U$S 500 millones al comercio exterior argentino.

Caracterizada como agroindustrial, esta actividad frutícola demanda enorme cantidad de mano de obra especializada y servicios y logística sofisticada para que las frutas lleguen en condiciones óptimas a los consumidores de más de 60 destinos externos.

Un complejo sistema de riego construido hace más de 100 años permite el funcionamiento de más de 3.500 productores agrícolas, 250 plantas de empaque y acondicionamiento de frutas, 220 frigoríficos especializados en frutas, más de 60 firmas exportadores y 15 empresas productoras de jugos, que han generado una geografía humana densa y diseminada en pequeñas ciudades a lo largo de los 100 kilómetros de extensión del Alto Valle. General Roca es el centro geográfico de este complejo productivo.

El turismo rural es la experiencia de vivenciar el proceso de producción de los frutos de nuestra tierra. El visitante puede apreciar en estas visitas las distintas etapas de la producción de manzanas, peras, frutas frescas y las viñas, además de la elaboración de los productos derivados de dichas frutas.

La producción frutícola permite que los visitantes puedan recorrer las chacras que se encuentran en actividad a lo largo de todo el año con sus diferentes tareas, los galpones de empaque que se encargan de la comercialización de la fruta, las sidreras y las jugueras que aprovechan la fruta que no puede ser vendida y fabricas de bocaditos de manzanas que es un producto único en el marcado actual.

La producción vitivinícola también forma parte del turismo rural. Con la creciente demanda de vinos finos las bodegas se han reacondicionado para recibir a los turistas. Las características climáticas de la zona, de noches muy frías y días de sol intenso con una gran amplitud térmica, constituye un factor ideal para el cultivo de cepajes finos en estas latitudes.

 

Existen diferentes circuitos para visitar, entre ellos:

 

 

Ruta del Vino y la Manzana
Clima, suelo, riego y sudor chacarero se combinan para convertir al Alto Valle en la patria de la mejor manzana del planeta.

Después de la llegada del ferrocarril (1899) y la construcción del Dique Ingeniero Ballester (1928), el Alto Valle se consolidó como el primer productor y exportador de frutas de pepitas del país.

La estructura productiva actual responde a la agro frutícola y sus derivados (jugos, vinos, sidras, champagne). La característica predominante es el cultivo de manzanas y peras en distintas variedades, aunque en los últimos años, el requerimiento del mercado externo hizo que crecieran a gran escala la producción de fruta de carozo (principalmente duraznos y ciruelas).

En excursión guiada o por sus propios medios el visitante podrá conocer chacras, galpones de empaque, bodegas y sidreras para vivenciar el proceso productivo y degustar los frutos de la tierra y del esfuerzo del hombre.

 

Galpones de empaque y frigorífico
Al ingresar al galpón la fruta es lavada, secada, encerada y clasificada por tamaño y calidad para su embalado y comercialización en el mercado interno y el exterior.La fruta descartada pasa a la industria de los jugos y sidra.

La pera es cosechada a partir de la segunda quincena de enero y la manzana un mes después, para finalizar la temporada a mediados de abril. Como no se puede embalar toda la fruta que se cosecha, una buena parte se conserva en frigoríficos para ser comercializada fuera de temporada. Por esta razón, puede observarse el trabajo del embalador también en los meses de invierno y primavera. De todos modos, deberá llamar con anticipación para solicitar la visita.

 

Molienda de peras y manzanas
Materia Prima para sidra y jugos. Alrededor de la producción frutícola se desarrolla una importante actividad industrial de jugos, fruta seca, sidra, dulces.

 

Comentarios

ME GUSTA para
RECIBIR NUESTRAS NOTICIAS todos los días


CONFIRMA SI LO PIDE